Boletín en tu e-mail

Info.
Uruguay santosapostolespalotinos@gmail.com Facebook: Santos Apóstoles Palotinos
Tel : (+598) 2487 1971
Dirección : Luis A.de Herrera 2882 esq. Emilio Raña - Montevideo-Uruguay
Diciembre 2016
ALEJANDRO  FONTANA: 30 años  en  nuestra Parroquia

ALEJANDRO FONTANA: 30 años en nuestra Parroquia

El próximo 1ro de enero, hará 30 años de la llegada y permanencia ininterrumpida, en nuestra Parroquia, de P. Alejandro Fontana sac- Agradecemos a Dios su presencia y todo su trabajo y aporte a nuestra comunidad parroquial. La primera foto fue tomada en Alemania en la despedida que le hicieran en la parroquia donde estaba, antes de su regreso a Uruguay-

Propuesta de oración para  la  Nochebuena (Arquidiócesis de Montevideo)

Propuesta de oración para la Nochebuena (Arquidiócesis de Montevideo)

La Arquidiócesis propone un material para orientar la oración en esta Nochebuena

Mensaje de Navidad del Cardenal Daniel Sturla

Mensaje de Navidad del Cardenal Daniel Sturla

Queridos amigos y hermanos: La Navidad nos sumerge en el amor que da sentido a la vida, a esta aventura que es la existencia humana. Nos hemos propuesto, como Iglesia en Montevideo, vivir una “Navidad con Jesús” renovando el sentido cristiano de esta fiesta. 1 – “Navidad con Jesús”. Nunca se celebra un cumpleaños si no está el homenajeado. Muchas veces nos deseamos feliz navidad pero “el cumpleañero” no está. Por eso hemos querido hacer presente a Jesús en la fiesta de su nacimiento. Estamos seguros que viene con un pan debajo del brazo: el pan de la alegría, de la esperanza, del sentido de la vida. En estos días en varios medios de prensa y en las redes sociales se ha comentado acerca de la campaña “Navidad con Jesús”, especialmente de las balconeras que aquí y allá aparecen en el panorama montevideano y de otras partes del país. Estamos llegando a las 28.500 balconeras, pero más allá del “éxito” que siempre es relativo, se trata de la fecundidad que pueda tener esta campaña que consta de cinco puntos. Algunos ya los hemos vivido como el rosario de la aurora en la novena de María Inmaculada o la bendición de los Niños Jesús de los pesebres familiares. Otra confiamos se está realizando: una obra de misericordia que nos ayude a poner en el corazón a los hermanos que sufren. La más importante es la del 24 de noche. Hemos distribuido, y se encuentra en la página web de Iglesia Católica de Montevideo, una oración para hacer en familia. Estoy seguro que traerá una bendición para todos nosotros. 2 – Jesús presente en cada niño que nace en la pobreza. A su vez el Niño Jesús, nacido pobre en el portal de Belén, nos desafía. Sacude nuestra indiferencia. Nos hace pensar en la realidad de tantos niños que hoy, entre nosotros, nacen en la pobreza. Es Jesús que vuelve a nacer en ellos. Uno de cada cinco niños uruguayos nace bajo el nivel de la pobreza. Esto es una tragedia para el presente y para el futuro. Hace años que hablamos de la infantilización de la pobreza en el Uruguay. Existen varios programas del Estado que tratan de paliar esta situación. Se sabe que un chico que no se alimenta bien en los primeros años de su crecimiento ya tendrá una desventaja en su vida. ¿Qué hacemos? Cuando después lamentamos la fragmentación social que padecemos, la cantidad de personas privadas de libertad, las muertes violentas en las calles y las cárceles, y un largo etc. sabemos que parte de esta situación tiene que ver con una realidad que no puede dejarnos indiferentes: los uruguayos que desde la cuna tienen menos oportunidades. ¿Es sólo un problema material? ¿No hay también una enorme carencia de espiritualidad que hunde a muchos en la apatía, ya sea en la mirada indiferente a la propia situación o hacia el otro que la padece? ¡Qué bueno es apostar a la esperanza! Navidad es tiempo de buscar acuerdos. Permitirnos soñar que podemos, en este país en que somos pocos y donde las posibilidades de maniobra son limitadas, ponernos de acuerdo en las grandes temáticas que hacen a la pobreza y a la educación. Apostamos por ello. Por eso hemos participado activamente, como Iglesia Católica, en el diálogo social convocado por el Presidente de la República, presentando diversidad de propuestas. 3 – La alegría de la Navidad Los desafíos no empañan la alegría de la fiesta navideña. Jesús es el “Dios con nosotros” anunciado por el Profeta. Los cristianos experimentamos que en todas las situaciones de la vida el Señor nos acompaña. Nos ama en nuestra irrepetible individualidad. Estamos seguros que el anuncio gozoso de su nacimiento solo trae paz y alegría al mundo entero. El Niño de Belén consuela nuestros dolores y multiplica nuestras alegrías. Sacude nuestra conciencia para que sepamos responder, en diálogo sincero entre creyentes y no creyentes, a los desafíos que nos presenta la realidad del país que queremos. A todos los uruguayos, especialmente a los que en esta navidad estén atravesando alguna dificultad o dolor o sufriendo alguna ausencia, los ilumine el Niño que trae para todos el pan de la alegría, de la esperanza, y del sentido de la vida. ¡Feliz Navidad! + Daniel Sturla sdb Cardenal Arzobispo de Montevideo

TESTIMONIO  sobre Cardenal  Paulo Evaristo  Arns  recientemente fallecido

TESTIMONIO sobre Cardenal Paulo Evaristo Arns recientemente fallecido

He perdido un maestro, un mecenas, un protector y un amigo entrañable. Cosas importantes van a ser dichas y escritas sobre el cardenal Paulo Evaristo Arns, que murió hoy, 14 de diciembre de 2016. No voy a decir nada. Sólo daré mi testimonio personal.

Nuevo Consejo Regional  de  los P: Palotinos  en  Uruguay

Nuevo Consejo Regional de los P: Palotinos en Uruguay

Il Consiglio Generale ha approvato le elezioni definitive del Consiglio Regionale della Regione uruguaiana “San Vincenzo Pallotti” (UR) che risulta così composto: Rettore Regionale – D. Fernando Vannelli, Primo Consultore – D. Fabián Silveira, Consultore – D. Alejandro Fontana. Il loro mandato triennale inizierà il 1 gennaio 2017. (Publicación de Sac.info) Nuestra oración para que el Espíritu acompañe la gestión pastoral del equipo elegido y obre fecundamente en todas las comunidades parroquiales y educativas de Uruguay.

Consejo Permanente y funcionarios de Casa CEU festejaron por adelantado la Navidad

Consejo Permanente y funcionarios de Casa CEU festejaron por adelantado la Navidad

Los Obispos integrantes del Consejo Permanente junto con los funcionarios de la Conferencia Episcopal Uruguaya (CEU) se reunieron el jueves 15 de diciembre, para celebrar una Misa de acción de gracias y compartir la cena a modo de festejo adelantado de la Navidad y despedida del año 2016. Participaron el Presidente de la CEU, Mons. Carlos Collazzi (Obispo de Mercedes); el Vicepresidente, Mons. Arturo Fajardo (Obispo de San José); el Secretario General, Mons. Milton Tróccoli (Obispo Auxiliar de Montevideo), el Secretario Adjunto, Fray José Luis Cereijo ofm cap, y los funcionarios junto con sus cónyuges. En la homilía de la Misa, Mons. Collazzi, animó a los presentes a “ensanchar el corazón, el lugar donde debe habitar Dios, para dar cabida a quien viene a salvarnos”. Animó, asimismo, a “hacer que el espacio sea más grande” para Jesús y los hermanos en el barrio, la Iglesia Diocesana y la propia sede de la CEU. Aclaró que ensanchar el corazón “es obra de Dios pero también un esfuerzo nuestro, ya que poner límites a Su obra sería ridículo porque queremos gastar la vida para que su plan vaya adelante”. Comentando el Evangelio de san Lucas (7,24-30) que alude a Juan el Bautista como precursor y mensajero de Dios, instó a los presentes a ser también mensajeros de paz y alegría y a preparar, a través de su trabajo, el camino al Señor, siendo conscientes de que desde esa casa “surge un mensaje”. Animó, asimismo, a hacer presente a Dios a través de las obras de misericordia. Durante la homilía el Pastor recordó a Mario Martino, ex administrador de la CEU fallecido ya hace algunos años un 14 de diciembre, y tuvo especialmente presente, también, a la colaboradora de la Casa, Rosa Preza, cuyo esposo partió este año. Luego de la Misa obispos, religioso y laicos compartieron la cena. Publicado en NOTICEU

Papa Francisco:  reflexión previa  a Navidad

Papa Francisco: reflexión previa a Navidad

El mensaje de la Buena Noticia es urgente: la humanidad tiene hambre y sed de justicia, de paz y de verdad 2016-12-14 Radio Vaticana (RV).- Con la Navidad que golpea a nuestras puertas, el Papa Francisco siguió reflexionando, en este primer período del Año litúrgico, sobre el tema de la esperanza cristiana, y el capítulo 52 de Isaías que inicia con la invitación al pueblo de Jerusalén para que despierte y vista de gala porque llega el Señor a liberarlo, es el tema con el que inició su reflexión. "Con las palabras de Isaías nos preparamos a celebrar la fiesta de la Navidad. El Profeta nos ayuda a abrirnos a la esperanza y a acoger la Buena noticia de la Salvación con un canto de alegría, porque el Señor está ya cerca", dijo. «Mi Pueblo conocerá mi Nombre en ese día, porque yo soy aquel que dice: ¡Aquí estoy!» (v. 6). El Santo Padre explicó que a ese "aquí estoy" dicho por Dios, el pueblo responde con un "canto de alegría": nos encontramos en el contexto histórico del exilio del pueblo de Israel en Babilonia y con la posibilidad para éste - un pueblo que en el exilio ha resistido en la fe, ha atravesado crisis y no obstante todo ha seguido creyendo y esperando incluso en medio de la oscuridad - de encontrar a Dios, y, en la fe, encontrarse a sí mismo. Dios vence al pecado Que Dios vence al pecado "quiere decir que Dios reina", enseñó el Papa, y precisó que estas son las palabras de la fe en un Señor cuya potencia se inclina hacia la humanidad, se abaja, se hace pequeño, para ofrecer misericordia y liberar al hombre de lo que desfigura en él la imagen bella de Dios, es decir, del pecado. "La presencia de Dios en medio de su pueblo, entre los pequeños, en las realidades adversas o cuando llega la tentación de pensar que ya nada tiene sentido, se convierte, esta presencia, en portadora de libertad y de paz. Por eso son hermosos los pies de aquel que corre a anunciar esto a sus hermanos, porque ha comprendido la urgencia de este anuncio para un mundo que necesita a Dios". Hombres y mujeres de esperanza, despiértense Fueron dos en definitiva, las invitaciones del Papa Francisco dirigidas a los cristianos en la catequesis de este tiempo de Adviento: la primera a 'despertarnos', - como la que dirige el profeta a Jerusalén – para acoger en el corazón la maravilla de la Navidad, y la segunda, a convertirnos en hombres y mujeres de esperanza, para colaborar con la llegada de este reino de luz que está destinado a todos: "… nosotros estamos llamados, ante el misterio del Niño Dios en Belén, a darnos cuenta de esta urgencia y a colaborar a la venida del Reino de Dios, que es luz y que debe llegar a todos. Como el mensajero sobre los montes, también nosotros tenemos que correr para llevar la buena noticia de la cercanía de Dios a una humanidad que no puede esperar, y que tiene sed de justicia, de verdad y de paz". Preparar y abrir el corazón a la maravilla de la Navidad De este modo el Obispo de Roma concluyó su catequesis haciendo presente que la Navidad "es un día para abrir el corazón a la pequeñez y maravilla del niño que está en el pesebre": "los invito, en este tiempo de Adviento, a preparar el corazón, para acoger toda la pequeñez, toda la maravilla, toda la sorpresa de un Dios que abandona su grandeza, y se hace pobre y débil para estar cerca de cada uno de nosotros. Muchas gracias". (Griselda Mutual - Radio Vaticano) (from Vatican Radio)

Sello del Correo  uruguayo  dedicado  a NAVIDAD

Sello del Correo uruguayo dedicado a NAVIDAD

El Correo Uruguayo emitió nuevamente un sello dedicado a la Navidad. Emitido el 28 de noviembre de 2016, este sello reproduce una imagen del Pesebre armado en la Catedral de Montevideo. La diagramación es de Gabriel Casas. La tirada es de 15.000 ejemplares y el valor de franqueo es de $ 20, correspondiente al primer porte nacional.

Mons. Galimberti destaca pequeños gestos que contribuyen “artesanalmente a cultivar la paz”

Mons. Galimberti destaca pequeños gestos que contribuyen “artesanalmente a cultivar la paz”

Salto “En un marco social donde vivimos a diario la preocupación por la violencia que brota y crece como mala hierba, es bueno resaltar los pequeños pasos y gestos. Son muchos. Las maestras los realizan todos los días. Sin salir en la prensa. Sin aparecer en un noticiero. Las madres también realizan esta tarea educativa en el silencio de sus hogares”. En su columna semanal del Diario “Cambio” el Obispo de Salto, Mons. Pablo Galimberti resalta los pequeños gestos de muchas personas que en el anonimato y en la sencillez contribuyen “artesanalmente a cultivar la paz”. “Un futuro se construye hoy, cada día, con pequeños pasos. Un largo camino comienza con un primer paso”, afirma el Obispo al narrar un “gesto sencillo” de plantar un árbol en un salón de la capilla Virgen de los Treinta y Tres, en el Barrio Nuevo Uruguay de Salto. Creciendo Mons. Pablo Galimberti Ayer por la tarde en el Barrio Nuevo Uruguay, en un salón de la capilla Virgen de los Treinta y Tres, se realizó un sencillo gesto. Un nutrido grupos de niños y adolescentes. Animadores de los distintos talleres: huerta, música, expresión emocional, arte, etc. Un grupo de adultos que apoyan el centro educativo Ibirapitá y el director de la Católica de Salto que acompaña el emprendimiento. Gente del barrio también se acercó para marcar un año muy significativo. Se plantó un árbol, se inauguró, se sumaron jóvenes estudiantes de la Universidad Católica con ánimo de expresar el voluntariado como expresión de devolver a la sociedad lo que ellos reciben mientras forjan su futuro profesional. Es lindo, útil y significativo el aprender haciendo. Unas niños habían amasado con sus propias manos y podían apreciar con mirada de asombro lo que ellas mismas habían preparado. Otra colaboradora, psicóloga, explicaba aspectos del taller donde habían trabajado y verbalizado sentimientos, emociones y esa amplia gama de gestos cuando reaccionamos ante hechos que nos atraen o rechinan. A los adultos nos cuesta expresar y tomar conciencia de esa infinita gama de sensaciones, afectos que se nos atraviesan con frecuencia. A veces los neutralizamos o escondemos con un simple gesto o con escasas palabras: estuvo bueno, aburrido… cuánto más a los chicos es importante ayudarlos a poner en palabras, dibujos o gestos esos sentimientos. La agrónoma que dirigió el taller de huerta se mostró satisfecha con lo realizado. En recipientes artesanales, reciclando botellas de plástico, eligieron tierra, plantaron semillas y cuidaron. Ya se podían ver hojas verdes y esbeltas. ¿Comieron algo? La profesora decía que no, pero una niña a mi lado opinaba lo contrario. ¡Mi canarito comió algo! La animadora del taller de música, según lo que pudimos ver en el video, se adaptó muy bien a los participantes. Enseñar música no es dar una clase teórica. Practicando y golpeando lonjas o cajas, les enseñó la variadísima gama de ritmos Escuchando, repitiendo, fueron adquiriendo noción de la diversidad de ritmos y sus procedencias. La sonrisa de los chicos, el rostro satisfecho de los mayores y la satisfacción de quienes dirigieron los talleres fue el clima de esta sencilla celebración que marcó un año de sueños, pequeños pasos y muchas manos que colaboraron. En un marco social donde vivimos a diario la preocupación por la violencia que brota y crece como mala hierba, es bueno resaltar los pequeños pasos y gestos. Son muchos. Las maestras los realizan todos los días. Sin salir en la prensa. Sin aparecer en un noticiero. Las madres también realizan esta tarea educativa en el silencio de sus hogares. Entre todos podemos contribuir artesanalmente a cultivar la paz. Experimentando y descubriendo nuestras propias capacidades y talentos, así como también nuestros límites y la necesidad de ser enseñados. No sabemos todo porque lo hemos visto en Wikipedia. Gracias a todas y todos los que hicieron realidad los talleres: pintura, cocina, expresión corporal, huerta, música… Un futuro se construye hoy, cada día, con pequeños pasos. Un largo camino comienza con un primer paso. Columna publicada en el Diario “Cambio” del viernes 2 de diciembre de 2016 (Publicado en Noticeu)

Noviembre 2016
ACTA  de  la 2da  ASAMBLEA  PARROQUIAL  2016

ACTA de la 2da ASAMBLEA PARROQUIAL 2016

Compartimos con todas las personas interesadas en la marcha de nuestra Parroquia el Acta de la última Asamblea Parroquial . en el próximo mes de abril se realizará la siguiente Asamblea. Puedes formar parte, estando, opinando y trabajando !!!. . .

Jesús en el centro: La campaña de la Iglesia Arquidiocesana para la Navidad

Jesús en el centro: La campaña de la Iglesia Arquidiocesana para la Navidad

Ante la inminencia de la Navidad, la Iglesia en Montevideo llevará adelante la campaña Navidad con Jesús que intenta renovar el sentido cristiano de la celebración. En el portal de la Arquidiócesis, www.icm.org.uy el Vicario Pastoral de la Arquidiócesis de Montevideo, Padre Daniel Kerber, explica que la Navidad es “la fiesta cristiana más presente en nuestra cultura” pero, a su vez, “está siendo vaciada de su verdadero contenido: Jesús que nace para nosotros”. Con la campaña “Navidad con Jesús” se busca“ colaborar a recristianizar de alguna manera” en las comunidades parroquiales y en las familias. Las cinco propuestas para poner a Jesús en el Centro El programa se desarrollará a través de cinco propuestas. La primera es la realización de una Novena de la Inmaculada Concepción con el rezo del Rosario de la Aurora en cuatro puntos diferentes de la ciudad: la Rambla de la Aduana de Oribe (encabezado por el Cardenal Daniel Sturla), en la Gruta de Lourdes en Avenida de las Instrucciones, en la Parroquia de la Medalla Milagrosa en la Unión y en el Santuario Nacional María Auxiliadora de Villa Colón, en Avenida Lezica. Otra de las propuestas es la distribución y colocación de balconeras con la imagen de “Navidad con Jesús”. Se trata de un ícono de la Sagrada Familia en el Pesebre de Belén. El costo de las balconeras es de $ 200 y se puede acceder a ellas en las comunidades parroquiales, colegios y la librería LEA. Según el Vicario Pastoral esto ayudará a que Jesús sea “públicamente visible como la figura central de la Navidad”, porque muchas veces son otras las imágenes asociadas a la fiesta. Se insta a colocar las balconeras el día 8 de diciembre (Solemnidad de la Inmaculada Concepción) y mantenerlas visibles hasta el 8 de enero de 2017 (Solemnidad del Bautismo del Señor) día de finalización del Tiempo de Navidad. El Pbro. Kerber explicó que la tercera propuesta es la entrega de una oración (llamada subsidio) para rezar en familia, en la Cena de Nochebuena, que será entregado en las parroquias y los colegios de Montevideo. “La idea es que la familia tenga un espacio celebrativo concreto, de no más de 10 minutos, alrededor de la mesa de Navidad”, que se recuerde el verdadero motivo de la fiesta. Como cuarta iniciativa se promoverá la bendición del “Niño Jesús” para colocar en los pesebres en las misas del sábado 17 y domingo 18 de diciembre. Es en definitiva “llevar a Jesús a casa y que ocupe un lugar relevante en nuestra vida” puntualizó el Padre Kerber. La última de las propuesta es la promoción o realización de una obra de misericordia (desde visitas a casas de salud y hospitales, hasta reparto de canastas navideñas) por parte de cada comunidad parroquial, colegio o movimiento. El Vicario Pastoral recordó que “Dios nos dio su único Hijo” y que a ese acto de misericordia absoluta sólo se puede responder con misericordia. Publicación Noticeu

Carta Apostólica del Papa Francisco "Misericordia et misera"

Carta Apostólica del Papa Francisco "Misericordia et misera"

(RV).- “Que los ojos misericordiosos de la Santa Madre de Dios estén siempre vueltos hacia nosotros. Ella es la primera en abrir camino y nos acompaña cuando damos testimonio del amor. La Madre de Misericordia acoge a todos bajo la protección de su manto, tal y como el arte la ha representado a menudo. Confiemos en su ayuda materna y sigamos su constante indicación de volver los ojos a Jesús, rostro radiante de la misericordia de Dios”. Así se lee en el último párrafo de la Carta Apostólica Misericordia et Misera, que el Santo Padre Francisco firmó el domingo 20 de noviembre, Solemnidad de Nuestro Señor Jesucristo, Rey del Universo, en la conclusión del Año Santo Extraordinario de la Misericordia. Se trata de un documento que se articula a lo largo de veintidós puntos, en el que, ante todo, el Papa Bergoglio desea “misericordia y paz” a todos los que lo leerán. Como su nombre lo indica, Misericordia et misera, son las dos palabras con las que san Agustín comenta el encuentro entre Jesús y la adúltera, es decir, la miserable y la misericordia; del que se desprende la enorme piedad y justicia divina y cuya enseñanza ilumina – tal como escribe el Pontífice – la conclusión de este Jubileo de la Misericordia, a la vez que indica el camino que estamos llamados a recorrer. El Obispo de Roma vuelve a recordarnos que “nada de cuanto un pecador arrepentido coloca delante de la misericordia de Dios queda sin el abrazo de su perdón”. Por lo que ninguno de nosotros puede poner condiciones a la misericordia que siempre es un acto de gratuidad del Padre celestial, un amor incondicionado e inmerecido; una acción concreta del amor que, perdonando, transforma y cambia la vida. En una cultura frecuentemente dominada por la técnica, el Santo Padre recuerda que se multiplican las formas de tristeza y soledad en las que caen las personas, entre las cuales muchos jóvenes, puesto que el futuro parece estar en manos de la incertidumbre que impide tener estabilidad. Por esta razón escribe que “se necesitan testigos de la esperanza y de la verdadera alegría para deshacer las quimeras que prometen una felicidad fácil con paraísos artificiales”. Del Año intenso que acaba de celebrarse el Papa escribe que la gracia de la misericordia se nos ha dado en abundancia. Y que como un viento impetuoso y saludable, la bondad y la misericordia se han esparcido por el mundo entero. De ahí que se sienta la necesidad de dar gracias al Señor, porque en este Año Santo la Iglesia ha sabido ponerse a la escucha y ha experimentado con gran intensidad la presencia y cercanía del Padre, que mediante la obra del Espíritu Santo le ha hecho más evidente el don y el mandato de Jesús sobre el perdón. Una vez concluido este Jubileo, es tiempo de mirar hacia adelante y de comprender cómo seguir viviendo con fidelidad, alegría y entusiasmo, la riqueza de la misericordia divina – manifiesta asimismo el Pontífice –. Y pide que no limitemos su acción; no hagamos entristecer al Espíritu, que siempre indica nuevos senderos para recorrer y llevar a todos el Evangelio que salva. En cuanto a la cultura del individualismo exasperado, sobre todo en Occidente, Franciscoescribe que “hace que se pierda el sentido de la solidaridad y la responsabilidad hacia los demás”. Con todo – añade hacia el final de esta Carta Apostólica – “las obras de misericordia corporales y espirituales constituyen hasta nuestros días una prueba de la incidencia importante y positiva de la misericordia como valor social”, que nos impulsa a “ponernos manos a la obra para restituir la dignidad a millones de personas que son nuestros hermanos y hermanas”, llamados a construir con nosotros una “ciudad fiable”. “Esforcémonos entonces – afirma el Papa – en concretar la caridad y, al mismo tiempo, en iluminar con inteligencia la práctica de las obras de misericordia, cuyo carácter social “obliga a no quedarse inmóviles y a desterrar la indiferencia y la hipocresía, de modo que los planes y proyectos no queden sólo en letra muerta”. Francisco concluye explicando que a la luz del “Jubileo de las personas socialmente excluidas”, mientras en todas las catedrales y santuarios del mundo se cerraban las Puertas de la Misericordia, intuyó que, como otro signo concreto de este Año Santo extraordinario, se debe celebrar en toda la Iglesia, en el XXXIII Domingo del Tiempo Ordinario, la “Jornada mundial de los pobres”, que constituirá la preparación más adecuada para vivir la solemnidad de Jesucristo, Rey del Universo, que se ha identificado con los pequeños y los pobres, y nos juzgará a partir, precisamente, de las obras de misericordia. (María Fernanda Bernasconi - RV).